Te extraño tanto… que en honor a ti decidi llegar tarde al trabajo. Simule que te preparaba el desayuno y me desespere gritando que ya era tarde, mientras me paraba al lado del baño con la toalla en la mano, esperando que salieras rauda y veloz a vestirte en un par de minutos.

Me quede parado en la puerta abierta del departamento, solo para hacerme la idea de que por fin aparecias y me miraras con tus ojos de reproche, simplemente por contar en voz alta cada minuto que pasaba. Y baje corriendo discutiendo mentalmente contigo y reprochandote por que una vez mas olvidaste tu llave en la mesa.

También me pare en mi lugar de costumbre y mire varias veces a mi derecha para ver si tu ya habias parado el taxi y una leve sonrisa surco mis labios mientras le preguntaba la tarifa al taxista. Una vez mas levante la vista para buscar tu aprobacion por el precio del viaje, y mentalmente escuche tu aprobación. Me sente y te busque, me image arreglandote el cabello, y poniendote maquillaje en aquella suerte de malbarismo, mezcla de baches, paradas en seco, transporte publico, semaforos y policias impacientes. Y te logre ver bella como siempre, con el brillo en tus ojos cuando te reflejas en los mios.

Llegue al trabajo, sali corriendo sin tan siquiera darle las gracias al taxista, salude a todos en la entrada puse mi dedo en el marcador digital, mire la hora y me dio tristeza… planee llegar tarde, pero llegue demasiado a tiempo…

Por que cuando no estas conmigo, las cosas nunca salen bien? Te extraño mucho, vuelve pronto por favor!!!

Anuncios